Cuentos de Pan y Pimiento. Desguace teatro.
Foto Concha Laverán